Medicina Ayurvédica: el arte de alimentarse conscientemente

137 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 100 LinkedIn 37 Email -- 137 Flares ×

En la Medicina Ayurvédica no hay alimentos concretos nocivos, sino incompatibles entre sí o con tu constitución. En ayurveda, son tus características físicas y psíquicas (doshas) las que determinan cómo deben ser tus comidas y qué platos debes evitar. Conociendo tu dosha predominante (vatha, pitha o kapha) tendrás la combinación de alimentos cuyos sabores y cualidades potencian tu salud. De ello nos habla Víctor Taltavull, director del Instituto Satya Ayurveda.

 

imagen Víctor Taltavull Pérez. Terapeuta, masajista y formador Ayurveda. Sevilla

Víctor Taltavull Pérez. Terapeuta, masajista y formador ayurvédico. Instituto Satya Ayurveda. Sevilla

 

Cada vez son más las personas que toman conciencia de la importancia de la alimentación como fuente de salud y bienestar. Tal vez sea por una intolerancia alimentaria, por una sensación permanente de cansancio o por el hecho de que el cuerpo no es capaz de hacer frente ni a un simple refriado. Sea cual sea el motivo, el hecho es que los hábitos alimentarios preocupan cada vez a más gente.

El primer reto que se plantea todo aquel que quiere hacer un cambio en su alimentación es el de elegir los alimentos que mejor le van, pero ¿cómo saber cuáles son? Desde la medicina Ayurveda, la ciencia ancestral de la India, la propuesta es la siguiente: en primer lugar es necesario saber cuál es tu propia Naturaleza o Prakriti (indica el estado de salud y bienestar que tenemos), y luego elegir aquellos alimentos con sabores y cualidades equilibrantes para la misma.

Nuestra Prakriti está compuesta por la suma de la combinación de los tres humores o Doshas reinantes: Vatha, Pitha, Kapha; a su vez compuestos por alguno de los cinco elementos universales: éter, aire, fuego, tierra y agua. Esto va a dotar a cada uno de los doshas de cualidades específicas y, por extensión, hará que según la combinación que tengamos en nuestra Prakriti, también tengamos unas u otras cualidades. El resultado de todo esto es que cada persona, con su Prakriti propia, es un Ser único.

  • Vatha: éter y aire; sus cualidades son: frío, seco, rugoso, móvil, ligero, sutil.
  • Pitha: fuego y agua; sus cualidades son: caliente, penetrante, ligero, oloroso, móvil, agudo y ligeramente aceitoso.
  • Kapha: tierra y agua; sus cualidades son: pesado, lento, estable, aceitoso, frío, pegajoso.

 

Una vez que hemos averiguado nuestra Prakriti, damos un paso más para conocer los seis sabores que existen en Ayurveda que, igual que los doshas, también están formados por algunos de los cinco elementos, lo que los dotará de unas cualidades propias:

 

  • DULCE: tierra y agua; sus cualidades son: pesado, untuoso y frío
  • ÁCIDO: fuego y tierra; sus cualidades son: caliente, ligero y untuoso
  • SALADO: fuego y agua; sus cualidades son: caliente, penetrante, untuoso, fluido y algo pesado
  • PICANTE: fuego y aire; sus cualidades son: ligero, seco, penetrante y caliente
  • AMARGO: aire y éter; sus cualidades son: ligero, frío y seco
  • ASTRINGENTE: aire y tierra; sus cualidades son: frío, seco y pesado

 

Una vez tenemos estos dos conceptos principales claros, podemos establecer una relación entre los doshas y los sabores que mejor nos van, atendiendo siempre a la máxima ayurvédica de que lo similar desequilibra y lo opuesto equilibra. Esto significa que si a un dosha le damos sabores con cualidades idénticas, vamos a alterarlo, provocando su desequilibrio y la aparición de la mala salud y las enfermedades. Veamos cuáles son las combinaciones más equilibradas:

 

  • VATHA: los sabores dulce, ácido y salado ayudan a mantener su equilibrio; mientras que los sabores picante, amargo y astringente hacen el efecto contrario. Alimentos adecuados para Vatha: arroz basmati, trigo, cuscús, quinoa, avena, calabaza, pimiento rojo, espárragos, remolacha, tomate, calabacín, plátanos, naranjas, melocotón, sandía, aguacate, fresas, soja negra, judías mung, leche de vaca y lácteos en general, leche de arroz, leche de avena, leche de soja, cordero, ternera, seitán, huevos, salmón, pescado azul en general, frutos secos (no fritos), miel, azúcar de caña, panela, sirope de ágave, aceite de oliva, aceite de sésamo.

 

imagen ensalada quinoa eclecticrecipes.com

Ensalada de Quinoa. Imagen: eclecticrecipes.com

  • PITHA: los sabores dulce, amargo y astringente ayudan a mantener su equilibrio; mientras que el ácido, salado y picante provocan el efecto contrario. Alimentos adecuados para Pitha: cebada, arroz basmati, trigo, avena, quinoa, mijo, patata, coliflor, brócoli, espinacas, acelgas, melocotón, albaricoque, caquis, manzana, pera, plátano, lenteja roja, soja verde, guisantes, alubias, azukis, ghee (mantequilla clarificada), pavo, miel, panela, azúcar de caña, aceite de girasol, aceite de coco, cardamomo, cilantro, laurel, romero, leche de almendra, leche de arroz, leche de avena.

 

Ghee (mantequilla clarificada). Imagen: correveidile.com.ar

Ghee (mantequilla clarificada). Imagen: correveidile.com.ar

  • KAPHA: los sabores picante, amargo y astringente serán los equilibrantes; mientras que el dulce, ácido y salado favorecen el desequilibrio. Alimentos adecuados para Kapha: cebada, centeno, mijo, quinoa, trigo sarraceno, alcachofa, coles en general, brócoli, lechuga, berenjenas, rábano, pepino, escarola, espinacas, acelgas, manzana, pera, granada, fresas, arándanos, leche de cabra, pollo, conejo, alubias, lentejas, soja verde, aceite de girasol, aceite de mostaza, cúrcuma, mostaza, pimienta negra, canela, jengibre.

 

imagen trigo sarraceno

Trigo sarraceno. Imagen: misrecetasanticancer.com

¿Quieres saber si eres Vatha, Pitha o Hapha y así conocer qué alimentos te benefician? En esta entrevista Bt titulada “Medicina Ayurvédica, la Ciencia de la Vida” Víctor Taltavull explica las características físicas y psicológicas que definen a cada dosha.

También es necesario evaluar el estado de nuestro fuego digestivo o Agni, ya que será el encargado de una buena digestión o de permitir que cada vez haya más y más toxinas corriendo por nuestro torrente sanguíneo en busca de algún lugar débil donde ubicarse, generando el proceso de enfermedad.

El Agni puede ser de tres tipos: irregular (vishama agni), más propio en digestiones con predominio de vatha, que puede generar gases abdominales, y/o estreñimiento; agudo (tikshna agni), propio de una digestión rápida y con predominio de pitha y causante de ardores o acidez estomacal; lento (manda agni), propia de una digestión con predominio de kapha y causante de digestiones lentas y pesadas. En cualquier caso, nuestro Agni debe ser equilibrado (sama agni) para que podamos extraer todos los beneficios de una buena alimentación.

Para acabar, conviene tener en cuenta una serie de recomendaciones a la hora de comer:

 

  • Todos los alimentos deben ser de la mejor calidad posible.
  • Es necesario fortalecer nuestro Agni para aprovechar al máximo los beneficios de una buena digestión.
  • Siempre que nos sintamos sanos, los seis sabores deben estar presentes en cada comida. En caso de enfermedad, daremos prioridad a los sabores que equilibran al dosha o doshas causante de la misma.
  • Tener en cuenta las incompatibilidades, como por ejemplo el yogur por la noche, o la miel calentada a fuego directamente.
  • No llenar del todo el estómago facilita la digestión. En Ayurveda se recomienda que 2/4 partes del estómago estén llenas de alimento sólido, ¼ parte llena de agua y otra ¼ parte vacía. Sabremos que esto se está cumpliendo cuando sintamos que ya hemos comido suficiente, aunque aún cabría algo más.
  • Beber un vaso de agua templada a sorbos pequeños durante la comida favorece el buen funcionamiento del Agni. En caso de que este esté bajo, podemos añadirle jengibre.
  • Evitar distracciones durante las comidas, tipo televisión, móviles, tablets, etc. para tomar mayor conciencia de los alimentos que ingerimos y del efecto que hacen en nosotros.
  • Mantener una rutina en los horarios de comidas facilita la vida a nuestro organismo y favorece una buena digestión.

El secreto de la alimentación ayurvédica es la buena combinación de sabores entre sí, por extensión de alimentos, siempre atendiendo al estado de nuestros doshas, que pueden variar según sea nuestro estado emocional, la edad que tengamos o la estación del año en la que estemos, entre otros. Para ello, podemos usar perfectamente alimentos locales y estacionales sin necesidad de que sean de la India, pues en muchos casos, la cocina hindú no sigue las pautas de la alimentación ayurvédica.

 

Víctor Taltavull Pérez

Director del Instituto Satya Ayurveda

Terapeuta, masajista y formador Ayurvédico

imagen victor taltavull perez ayurveda sevilla instituto satya ayurveda colaborador buenasterapias

Próximo taller de Víctor Taltavull Pérez en Sevilla. Finca Los Portales. Abril y mayo 2016

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

137 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 100 LinkedIn 37 Email -- 137 Flares ×