Péndulo hebreo

Bioenergética: cómo funciona el campo aural y la limpieza energética

¿Por qué entras en un centro comercial y al poco rato estás ansioso o irritado o la sola presencia de tu pareja te regala paz? Cuando tu aura está en «piloto automático» (a varios metros de tu campo físico) captas las energías de tu entorno y de las personas que están en tu radio de acción. La limpieza diaria del aura es una medicina sencilla para que no veas afectado ni el color de tus pensamientos ni la calidad de tus emociones. Rosa Coronilla, Directora del Centro de Terapias Naturales Dos Rosas, te explica cómo funciona el campo energético humano y te comparte sencillos ejercicios para mantener tu aura en perfectas condiciones.

 

imagen de rosa coronilla, colaboradora buenasterapias. centro dos rosas de terapias naturales, mairena del aljarafe, sevilla

Rosa Coronilla, Directora del Centro Dos Rosas

 

¿Has tomado café con esa amiga a la que todo le va mal y te sientes agotado? ¿Te encuentras nervioso o inquieto cuando entras en alguna vivienda o en una oficina y sientes un impulso irrefrenable por salir de allí cuanto antes? ¿Notas un nudo en el plexo solar al encontrarte con alguien estresado o triste? ¿Sientes paz al entrar en una catedral, pasear por la montaña o charlar con gente positiva?

Nuestro cuerpo energético está constantemente escaneando las vibraciones de nuestro entorno y resonando con ellas, aunque los efectos del entorno en nuestra emociones y pensamientos dependerá mucho de la sensibilidad de la persona. Si tu naturaleza pasa por ser esponja energética, los ejercicios de autoprotección y limpieza del aura serán una medicina diaria, algo así como llevar paraguas si sabes que en tu mundo llueve a mares. Y si no eres tan empático también te servirá esta sencilla caja de herramientas en muchas ocasiones para que tu estado de ánimo no acabe por los suelos por las influencias externas. Ya tenemos bastante con las internas, aunque como veremos ambas están muy conectadas.

Igual que la respiración, el campo energético que sostiene nuestro cuerpo físico puede funcionar en automático o estar bajo tu control consciente. En el primer caso tu aura puede presentar fugas o abrirse de par en par puntualmente y absorber todas las energías que te rodeen si estás desanimado, si tu corazón está abierto a la persona con la que interactúas o si el ambiente está muy cargado ahí fuera.

En este caso, hay muchas energías externas densas que pueden resonar con las tuyas y quedarse instaladas en tu campo. ¿Y como detectas que hay parásitos energéticos en tu espacio? Como ya explicamos en estas mismas páginas al hablar del Péndulo Hebreo, lo notarás por el color de tus pensamientos: te vuelves negativo y todo lo ves negro.

 

campo aural, aura, limpieza energetica

Campo aural. imagen: www.hacermasajes.com

 

La buena noticia es que puedes tomar el mando de tu aura y poner coto a la invasión si llevas a la práctica una de las máximas de la bioenergética: la energía sigue al pensamiento. Con unos ejercicios básicos de respiración, visualización y órdenes mentales sellarás tu campo y minimizarás las repercusiones más incómodas del sagrado carácter unitario del universo. Y es que todos nadamos en un inmenso océano energético.

Antes de entrar en pautas concretas para manejar este sofisticado equipo energético que portamos, necesitamos aclarar que “nada de ahí fuera que sea malo me ataca a mí que soy inocente y bueno”. A nuestro entender, esta visión errónea, cristalizada por expresiones como la de “vampiros energéticos”, nos ancla en el miedo y afianza la falsa creencia de que el mundo es un lugar peligroso del que hay que protegerse y separarse. En el universo todo es resonancia y todo lo que llega a nuestra vida está de alguna forma vibrando con nosotros, con nuestros conflictos internos, y son por tanto instrumentos de aprendizaje a la medida.

Agradecemos pues el regalo, pero vamos a rebajar su influencia y a tomar conciencia de cómo funciona el sistema. El primer paso es aprender a hacer un buen anclaje a tierra. Se ha demostrado que las personas con menos conexión con el elemento tierra son también las que más sufren las incomodidades energéticas y las que menos en contacto están con sus propias emociones. Por eso necesitan digerir las de los demás. Hay muchos ejercicios de este tipo fácilmente localizables en la red, pero uno de los más sencillos es:

  • entrar en relajación y visualizar un cordón de luz que sale de nuestros pies en forma de raíces y se adentra en la tierra hasta anclarse directamente en el corazón de cristal del planeta. Esta técnica es más efectiva si la hacemos con los pies descalzos en el campo, un jardín o la playa. Mentalmente pondremos la intención y la imaginación en sentir que la madre tierra absorbe las bajas vibraciones que portamos, y haremos esta práctica cada día y cuando nos sintamos sobrecargados.

 

Cierro mi campo y me ducho con luz dorada

Como decíamos, la llave para cerrar nuestro campo y que éste no se abra espontáneamente es nuestro propio pensamiento, junto con la creencia de que esto es posible. Nosotros mandamos en nuestra casa. Hay personas que por su sensibilidad y empatía llevan el aura en piloto automático a varios metros de su campo físico, por eso captan las energías de todas las personas que estén en su campo de acción. Así que justo antes de entrar en contacto con personas negativas o de penetrar en espacios densos o repletos de personas (un ascensor, un autobús, una aglomeración, un centro comercial o cualquier centro de trabajo), podemos pararnos un segundo y dar la siguiente orden mental ayudándonos de una inspiración y una espiración profunda:

  • “Cierro mi campo a un metro de mí”. Y exactamente eso sucederá como puede comprobar cualquiera que maneje unas varillas de radiestesia. De la misma forma, si paseamos por un bosque decretaremos lo contrario para bañarnos de las altísimas vibraciones de los espacios naturales: “abro mi campo a toda la extensión de este bosque”.

 

imagen de un bosque con agua. buenasterapias. periodismo saludable. campo aural, aura, limpieza energetica, rosa coronilla gomez, sevilla

 

Además de estos ejercicios de protección, hay otro de limpieza energética sumamente efectivo y fácil:

  • Visualizamos una esfera en forma de sol brillante encima de nuestra cabeza e imaginamos que sobre nosotros empieza a caer una fina lluvia de luz dorada que nos baña hasta los pies, arrastrando a la tierra cualquier energía negativa localizada en nuestro campo físico y en el energético. Podemos mantener esta ducha de luz dorada abierta sobre nosotros varios minutos hasta que sintamos que nuestra aura reluce. Y la frecuencia de esta práctica debe ser similar a la del aseo diario: al salir de casa y al entrar para descansar.

Todos captamos energías de los demás y la cedemos, es una ley infranqueable, pero los efectos derivados de ella pueden modularse si conocemos nuestra propia naturaleza y aprendemos a conducir este vehículo fascinante que es el campo energético humano.

 

Otros Artículos de Colaboración de Rosa:

Rosa Coronilla

Centro Dos Rosas Terapias Naturales

Mairena del Aljarafe. Sevilla

Rosa Coronilla Gómez

 Áreas Profesionales:

  • Bioenergética
  • Gemoterapia
  • Remedios Florales
  • Péndulo Hebreo
  • Árbol de la Vida (Cabala práctica)

 

Preséntate:

Trabajo en mi centro Dos Rosas, Terapias Naturales. Además de mi formación, soy una estudiosa de la bioenergética y de la metafísica como caminos de realización personal y sanación. Periodista de profesión, me gusta investigar y llevar a mis terapias cualquier método intuitivo de percepción de la realidad y de terapia energética.

Desde mi centro, Dos Rosas, imparto cursos de Terapia Floral, aromaterapia, cristales sanadores y técnicas energéticas de protección y limpieza. Y ofrezco sesiones individuales de análisis e interpretación del Árbol de la Vida  y consultas de terapia floral y limpieza energética (péndulo hebreo).

 

¡CONÓCELA MEJOR EN SU ESPACIO PERSONAL DEL DIRECTORIO DE PROFESIONALES BT

 

MIS PUBLICACIONES EN BT

Entrevistas:

Artículos de colaboración:

Aromaterapia afrodisíaca y masaje erótico: canela, ylang ylang y sándalo

¡Sexo con esencia, sexo con conciencia! Que la rutina mata, lo sabemos todos. Y que el buen sexo nos aporta alegría y energía para el día a día también. Nuestra nueva colaboradora, Rosa Coronilla, te ofrece un plan aromático ideal para una velada llena de sensaciones placenteras.

Que la llama de la pasión sexual prenda depende de la conexión de los amantes, pero la naturaleza y sus aromas nos echan una buena mano para que nos conectemos a la energía apropiada y vivamos la experiencia con los sentidos potenciados y con conciencia. Convertir un encuentro íntimo en un ritual amorosamente premeditado añadirá una intención que dejará fuera de juego al mayor enemigo del buen sexo: la rutina. Predispuestos ya como estamos a pasar una velada especial, la aromaterapia, los aceites esenciales de las plantas, tienen un buen arsenal afrodisíaco para la ocasión.

El olfato es el sentido más conectado a las evocaciones y las emociones, por eso no encontraremos mejores aliados que los buenos aromas para anclar un recuerdo imborrable. Pero las esencias afrodisíacas, además, a través de los olores y aplicadas sobre la piel despiertan en canal nuestra sensualidad. Y si los aceites esenciales más estimulantes, mezclados con aceites vegetales, se aplican como masaje erótico durante el propio encuentro sexual transformaremos cada relación en un acontecimiento extraordinario.

¿Manos a la obra? Cubramos entonces nuestro cuerpo y nuestra casa de las fragancias más ardientes. La canela es uno de los aceites esenciales más reconocidos en el botiquín erótico ya que induce en el cerebro sensaciones placenteras. Es la fragancia ideal para ambientar el espacio físico del encuentro con velas aromáticas o incienso de canela. Pese a su potencial seductor, esta esencia sólo debemos usarla por vía olfativa y nunca en contacto directo con la piel, ya que tiene elementos que pueden provocar reacciones alérgicas.

 

imagen de botes de aceite de dos rosas

Aceites, minerales e inciensos en Dos Rosas

 

No es el caso de otros tres grandes afrodisíacos naturales: el jazmín, el ylang ylang y el sándalo, cuyas esencias pueden aplicarse en la piel en la dosis adecuada y disparar todos nuestros sentidos. El jazmín, una esencia preciosa y cara de conseguir, es conocido por sus efectos hipnóticos y estimulantes de la sensualidad. Es una llave para abrir las puertas de lo femenino y llevarlo a su máxima expresión. Más al alcance de todos los bolsillos está el ylang ylang, una esencia de aroma exótico muy utilizado en zonas del planeta como la India. Las novias de este país acuden a su noche de bodas con unas gotas de esta fragancia en el pubis para alimentar su deseo sexual y el de su pareja. Es el afrodisíaco femenino por excelencia de la misma forma que el sándalo lo es de lo masculino.

Cuando los aceites esenciales, diluidos en aceites vegetales o cremas, son masajeados sobre la piel son capaces de atravesar todas las capas de la epidermis y llegar al torrente sanguíneo, además de llegar directamente al cerebro por vía olfativa. Esta doble acción explica sus efectos cosméticos, medicinales o estimulantes de diferentes sensaciones a los pocos minutos de la aplicación, aunque el tiempo depende del tipo de esencia.

En nuestro caso, la mejor opción es preparar una mezcla de aceite de almendra, que actuará como base, y un número determinado de gotas de esencia de ylang ylang, sándalo o jazmín. La dosis más adecuada es poner en un envase la mitad de gotas que de mililitros de aceite de almendra. Por ejemplo, en cien mililitros de aceite vegetal podemos añadir hasta 50 gotas de aceite esencial de ylang ylang. Otra opción es adquirir esta combinación ya preparada en establecimientos especializados. Ejemplo de ello es el Aceite Afrodisíaco que elaboramos en Dos Rosas Terapias Naturales, que contiene esencias de ylang ylang y sándalo.

Cualquiera de estas dos mezclas podemos aplicarlas en todo el cuerpo en forma de hidratante después de la ducha y antes de nuestra velada romántica. Pero sus efectos estimulantes serán mucho mayores si usamos estos productos como lubricante o para masaje erótico durante la propia relación íntima, lo que permite introducir el juego y todas sus posibilidades en el encuentro sexual.

La sutilidad de los aromas y la percepción agudizada de los sentidos que se consigue con ellos inducen a una sexualidad de ritmo más pausado y mucho más anclada en la conciencia del momento. El tacto y el olfato toman el protagonismo y nos regalan sensaciones más intensas y profundas y una comunicación más plena con nuestra pareja. Es un plato que merece el fuego lento.

 

Más artículos de Rosa en Buenasterapias:

Entrevista Buenasterapias a Rosa Coronilla titulada «El péndulo hebreo, potente instrumento de sanación y limpieza«:

http://www.buenasterapias.es/archives/6591

Título: “Cristaloterapia, la vibración de los cristales sanadores»

http://www.buenasterapias.es/archives/9619

Título: “¿Qué es y cómo funciona en niños y adultos la Nueva Terapia Floral?

http://www.buenasterapias.es/archives/8888

El péndulo hebreo, potente instrumento de sanación y limpieza

El péndulo hebreo está considerado la más alta tecnología en el campo de la radiestesia. Con él podemos detectar y corregir desequilibrios como miasmas (bloqueos energéticos en alguna de las siete capas de los siete chakras), magias (energías psíquicas de otras personas) o larvas magnéticas, que son energías externas de otras dimensiones que se nutren de nuestros picos emocionales. Rosa Coronilla enseña el uso del péndulo hebreo este sábado 14 de junio en Sevilla. La entrevistamos hoy. 

 

imagen de rosa coronilla

Rosa Coronilla imparte un taller de péndulo hebreo: sábado 14 de junio en Dos Rosas 

 

B.T: ¿Qué es el péndulo hebreo y para qué sirve? 

El péndulo hebreo está considerado la más alta tecnología en el campo de la radiestesia. Pese a su aspecto rudimentario, un cilindro de madera con dos polos, es capaz de detectar y corregir múltiples bloqueos en nuestro campo energético. Este potente instrumento de sanación y limpieza chequea las siete capas del aura y los siete chakras principales en busca de desequilibrios propios o de energías externas que se nos pueden adherir en función de nuestras emociones y aprendizajes.

 

Su poder radica en las etiquetas en hebreo que lo acompañan, que actúan escaneando con precisión nuestro cuerpo físico y la totalidad del energético. El hebreo es uno de los idiomas sagrados, cada una de sus letras representa una «honda forma«, un símbolo que crea y emite una determinada energía además de nombrarla. Esta técnica, cuando emplea las reglas originales, permite que los bloqueos energéticos se atajen antes de que lleguen a convertirse en enfermedades en el cuerpo físico. Y también mejora patologías físicas ya existentes por la vía de cerrar las fugas energéticas que las alimentan.

B.T: ¿Cuál es el origen del péndulo hebreo? 

El Péndulo Hebreo es una técnica recuperada por el radiestesista francés Pierre Heli de primeros de siglo XX. Su origen se remonta al hebreo antiguo y su eficacia depende de las características y proporciones del péndulo, que debe ser de madera de haya por la neutralidad energética de esta materia, y, sobre todo, de que se empleen las etiquetas apropiadas.

 

Las originales fueron desarrolladas por expertos cabalistas que poseían además el conocimiento espiritual de las energías y dimensiones que operan en el hombre y en el universo. La potencia de esta terapia explica que su difusión fuera durante siglos muy restringida y sólo al alcance de los iniciados en la Cábala hebrea, que la recibían de los maestros exclusivamente por vía oral. El material escrito de fiabilidad sigue siendo escaso incluso en esta era de la información en la que esta práctica se ha extendido a costa de verse considerablemente devaluada.

En la red y en los comercios especializados en terapias naturales proliferan etiquetas e información sobre el péndulo hebrero que no son las ancestrales, fruto de la simple traducción al hebreo de palabras positivas como perdón, paz, energía, bendición, etc. Sin el conocimiento de las reglas cabalísticas y bioenergéticas, estas etiquetas no podrán
alcanzar la sanación y la limpieza que promete este instrumento.

 

B.T: ¿Cómo funciona el péndulo hebreo?

Nuestro cuerpo físico está sustentado por un campo electromagnético que interacciona con todo lo que existe a nuestro alrededor y con todos nuestros sistemas orgánicos. Este campo electromagnético se puede desequilibrar por múltiples causas tanto internas (psicoemocionales) como externas (radiaciones, energías de otras dimensiones, energía
psíquica de otras personas, etc…). El péndulo hebreo trabaja este campo electromagnético (aura), limpiando los desequilibrios energéticos y desgravando la información que dio origen a este desequilibrio elevando la vibración de la zona afectada para su restauración.

 

B.T: ¿Podrías explicarnos el hecho de que el péndulo hebreo maneje un «alfabeto sagrado?

Existen dos tipos de idiomas, los «solares» o ideográficos que nombran y crean las cosas, y los «lunares«, que simplemente las describen. Los idiomas «solares» nombran la realidad, y son el sánscrito, el chino, el árabe, el quechua y el hebreo. Todos ellos representan una idea a través de un dibujo o símbolo (que en griego significa «lo que une»). El contenido y la explicación del significado están juntos en el símbolo. Por ejemplo, en chino la palabra «moral» se representa con varios ideogramas cuyo significado es «/caminar solo como si diez ojos te estuvieran mirando/». Cuando un chino mira este ideograma sabe el significado auténtico de la palabra, mientras que en nuestro idioma u otro que sea lunar, para que una persona sepa lo que significa la palabra «moral» tiene que acudir a un diccionario.

 

El péndulo hebreo, de la misma forma, maneja un alfabeto sagrado, cada letra tiene un significado y un número y emite una determinada energía. Por ello, cada etiqueta de esta técnica ha sido expresamente desarrollada para localizar determinadas energías, que si están presentes en nuestro campo energético saldrán a la luz por la acción del péndulo. Esta técnica permite detectar y corregir desequilibrios como miasmas (bloqueos energéticos en alguna de las siete capas de los siete chakras), magias (energías psíquicas de otras personas) o larvas magnéticas, que son energías externas de otras dimensiones que se nutren de nuestros picos emocionales.

B.T: Este fin de semana impartes un curso del péndulo hebreo en Sevilla. ¿Puedes darnos los datos?

Lo haremos en Dos Rosas Terapias Naturales (C/Artesanía, 23. local bajo. Polígono PISA, Mairena del Aljarafe). Será este sábado 14 de junio, de 10:00 a 20:00 horas y el domingo 15 de junio de 10:00 a 14:00 horas. Su precio: 150€. Para inscribirse, escribir a rosa@dosrosas.es